Analítica de datos y el sector jurídico

Lawyou — martes, 24 de octubre de 2017

¿Qué es la analítica de datos?

La analítica de datos o big data está destinada a ayudar a tomar mejores decisiones, mediante el análisis de datos “en bruto” para poder sacar conclusiones de la información obtenida.

Ante todo, los abogados de LAWYOU destacan que, tenemos que tener claro que el análisis de datos no nos va a ofrecer una respuesta, nos va a dar más datos, que deberán ser analizados por especialistas en la materia.

A este respecto han surgido diversas titulaciones y cursos de analítica de datos, o data analytics, para formar a profesionales cada vez más solicitados.

El objetivo principal del uso de estos procesos es conseguir ventaja competitiva y mejorar la rentabilidad. Este fin se consigue mediante la automatización de los procesos, que a su vez ofrece una mayor velocidad y menos posibilidades de cometer un error.

¿Qué es Big data?

En primer lugar, el término Big data o datos masivos se refiere a los activos de información caracterizados por el elevado volumen de datos, velocidad de procesamiento y variedad de información (conocidas como las tres “V”s del Big data).

La información analizada se presenta como un conjunto de datos que crecen tan rápidamente que no pueden ser manipulados por las gestiones tradicionales. Por tanto, la analítica de datos trata de analizar esta gran cantidad de datos para descubrir patrones ocultos o correlaciones desconocidas que resultan muy útiles.

¿Qué incidencia tiene el analisis de datos en el ámbito jurídico?

En la actualidad el sistema legal crea una gran cantidad de nueva información a diario (sentencias, resoluciones, …) lo que hace que la preparación de los asuntos sea mucho más tediosa por la cantidad de jurisprudencia y normativa aplicable.

En consecuencia, el mundo jurídico tiene que sumarse al análisis del Big data para sobrevivir. Sin embargo, no podemos olvidar que este análisis no ofrece más que información y que para sacar una rentabilidad de ella el juicio de valor del abogado será clave.

Por ejemplo, el análisis del big data de la actividad de los Juzgados o Tribunales puede ayudarnos a predecir de un modo aproximado la evolución que va a tener el caso, incidencia que vaya a tener o, incluso, el resultado que se obtendrá.

De aquí en adelante, el big data presenta grandes retos legales con respecto a los consumidores. En primer lugar, respecto a la seguridad, ya que detrás de cada dato analizado hay una persona que tienen derecho a defender su privacidad.

Por tanto, las entidades no pueden comenzar a recopilar datos de cualquier manera, se recomienda que se asesoren legalmente primero.

En segundo lugar, en relación a los derechos de acceso de los consumidores. Ya que con la gran cantidad de datos con los que actualmente cuentan en caso de que un consumidor solicite su derecho de acceso supondrá una gran carga.

En todo caso, los expertos de LAWYOU destacan que, tendremos esperar y ver como evoluciona este innovador ámbito y como se desarrolla el sector jurídico para enfrentarse a todos estos retos.

Categorías a las que pertenece este artículo:

Si te ha gustado, comparte este artículo:

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *